Seguidores

12 mar. 2013

Ill Wind - Flashes (1968)

Ill Wind fue una banda de folk-rock psicodélico originaria de Boston, Massachusetts, que se formó en 1964 bajo el nombre de The Blues Crew (Y más tarde The Prophets), la cual tocaba folk-rock eléctrico, pero con el paso del tiempo adoptaron un estilo más psicodélico, al estilo de Jefferson Airplane y otras bandas de la época del área de California, principalmente.

Ill Wind (aún como The Blues Crew y después de Prophets) se hicieron bastante conocidos en su natal Boston, junto con otras bandas como Beacon Street Union, Front Page Review y The Ultimate Spinach, debido a que tocaban muy seguido en el Boston Tea Party, que era un lugar como los Fillmores ubicados en Nueva York y San Francisco respectivamente, pero donde se presentaban mayormente bandas locales.

La banda se volvió en una de las más representativas de la escena bostoniana a la que se le empezó a llamar "Bosstown Sound", y por fin en 1967, casi logran un contrato con la Capitol y se tuvieron que trasladar a Nueva York para grabar unos demos, pero esta disquera los rechazó, debido a que querían algo más "pop", por lo que en 1968 logran firmar con la disquera ABC Records y empiezan a grabar a principios de ese año, su primer álbum, que saldría hasta mediados del '68, titulado "Flashes".

"Flashes" es un excepcional debut y único disco de parte de este talentosísimo grupo, con una instrumentación excelsa y armonías vocales muy bellas, especialmente las de la vocalista Conny Devanney, que en mi opinión es muy comparable tanto con Grace Slick como con la bruja cósmica Janis Joplin o con Gloria Lambert de Haymarket Square, además de que el estilo del grupo su más que obvia influencia en Jefferson Airplane.

El grupo combina la psicodelia ácida al estilo de la costa oeste con el folk-rock e inclusive con el country (Walkin' and Singin') y el doo-wop (People of The Night, con su largo solo influenciado por la música clásica de la India), por lo que este álbum es un auténtico coctel lisérgico y viajado completamente adictivo (por lo menos para mí).

Una obra maestra para mi gusto y uno de los discos olvidados de la psicodelia gringa.

1 comentario:

Heavypsychmanblog dijo...

Full cycle is just amazing